Páginas

sábado, 3 de mayo de 2008

El Loro Oráculo

(Foto/Ilustración: Darío Orellana)




Empezaron los partidos por el campeonato de fútbol de Comunicación Social de la UDA, perdimos 4-1, pero ya mejoraremos en el siguiente partido. Ese día, el del juego, me fui a comprar unos zapatos baratos en San Francisco; después de una modesta búsqueda pude encontrar un par de pupos que no se veían tan mal. De una, 18$. Pero mientras me probaba los zapatos, me llamó la atención un par de loros pequeños que se podía ver estaban agarrados cada uno a una caja casi cuadrada de colores rojo y azul. Mi padre me explicó que el loro ese adivina el futuro de las personas; solo hay que dejarlo coger una carta de la caja color azul y rojo y listo, ¡futuro express!

Le pregunté a la señora del puestito que si ha probado alguna vez al loro, ella me contestó que eso es para gente ingenua, que cuando era pequeña usó alguna vez los increíbles poderes del loro, pero hoy por hoy no, que ya ni se acuerda qué tarjeta le sacó el emplumado. Después no sé porqué salió el tema religioso, decía la señora de la tienda que las personas que hablan en lenguas es porque pueden comunicarse con Dios. Mi padre le comentaba que la misa, hace algún tiempo atrás, se daba en latín. La seño añadió que los curas hablan en lenguas, porque así pueden comunicarse con Dios en su mismo idioma.

Le pagué los 18$ y me despedí de la seño. ¡Híjole!, la seño no cree en loros oráculos pero cree que si un cura habla en un idioma que no comprende, entonces cree que habla el idioma de Dios.

El partido quedó:

1-4
6to Comunicación Social vs 4to Comunicación Social


1-0
El Loro Oráculo vs La Seño Vendedora


Por cierto, no pude usar los famosos pupos de 18$, porque no sabía que la cancha que íbamos a usar era sintética.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...